4 oraciones reconfortantes por la pérdida de una madre

4 oraciones reconfortantes por la pérdida de una madre


Son los pequeños momentos llenos de las sombras de lo que pudo haber sido. Cuando su bebé se bañe por primera vez. Cuando no puedes recordar cuál era el ingrediente secreto que ella siempre agregaba a la receta familiar, o cuando solo necesitas que ella diga que estás haciendo un gran trabajo. La pérdida de una madre nos deja sintiéndonos como la pequeña huérfana Annie, ya sea que tengamos cinco, veinticinco años o más. Nunca es fácil, incluso si tu madre es creyente y sabes que está en los brazos de Jesús. Aun así, la Biblia brinda consuelo, consuelo y oraciones por la pérdida de una madre. Ejemplos de pérdida de una madre en la Biblia La muerte de una madre es desgarradora. Ya sea esperado o inesperado. Nos deja afligidos durante toda nuestra vida deseando que ella estuviera solo con una llamada telefónica. Es difícil saber qué hacer cuando estamos acostumbrados a acudir a mamá para pedirle consejo sobre cualquier cosa. Ella sería la que te diría cómo quitar las manchas de la ropa, los mejores trucos para aprender a ir al baño, cómo escuchar a un adolescente desagradable y mucho más. Ella era la roca y la base de tu mundo y ahora se ha ido. A lo largo de la Biblia, hay muchos ejemplos de personas que lamentan la pérdida de un ser querido, incluido Jesús. Aunque no perdió a su madre, sí perdió a un amigo cercano. Comprendió nuestro dolor y lloró. Pero hay varios ejemplos de madres que mueren en la Biblia, principalmente debido al parto. La madre de IchabodAntes de que la madre de Ichabod muriera, ella lo nombró basándose en el dolor de la batalla que sucedió a su alrededor. Ichabod significa “gloria difunta”, ya que nació el día en que el arte fue robado y llevado cautivo por los filisteos. Él nunca conoció a su madre, pero sabía cuánto le dolía el corazón por el Señor y su país. José y la madre de Benjamín José nunca volvió a ver a su madre después de que sus hermanos lo vendieron como esclavo a la edad de 17 años. encarcelado después de ser acusado de algo que no hizo. Más tarde, debido a su paciencia y confianza en el Señor, Dios lo levantó como segundo al mando en Egipto, salvando a toda una nación del hambre, incluidos los hermanos que lo traicionaron. Cuando la familia hizo las paces, él tenía alrededor de 30 años y se enteró de que su madre había muerto al dar a luz a su hermano menor, Benjamín, que estaba en la treintena y el parto era intenso. Con su último aliento, llamó a su hijo Ben-Oni, que significa “hijo de mi dolor”. Pero Jacob cambió su nombre para significar “hijo de mi diestra”. La madre de Isaac La madre de Isaac, Sara, tenía 127 años cuando murió. Pero antes de exhalar su último aliento, conoció a la esposa de Isaac y los bendijo. Aprendimos que gracias a su esposa, se sintió consolado por la muerte de su madre. Las madres de Moisés Moisés perdió a sus madres de maneras que son como la muerte. Su madre lo protegió al nacer del decreto del rey de matar a todos los bebés varones recién nacidos. Entonces, ella ideó un plan y pudo ser una enfermera para él cuando fue criado en el palacio. Pero debido a las decisiones y el temperamento de Moisés, huyó al desierto donde vivió durante décadas antes de que el Señor lo usara para sacar a su nación de la esclavitud. Cuando regresa a Egipto, se entera de que su madre había fallecido y no se menciona a su madre adoptiva. Estos ejemplos nos dan una idea de la vida y las familias de la Biblia. Todas estas madres valoraban ser madre. Era su mayor vocación y deber. Amaban y apreciaban la maternidad. Querían a sus hijos. Qué decir a los que están en duelo por la pérdida de una madre La pérdida de una madre, sin importar la edad que tenga, cambiará su vida para siempre. Cuando pienso en una amiga muy cercana que perdió a su madre cuando tenía veinte años, ella ha aprendido a vivir con la pérdida, pero nunca la superará. Su madre nunca está lejos de sus pensamientos y de su vida diaria. El amor de una madre siempre estará con sus hijos, pero perderla es uno de los dolores más profundos que todos encontraremos algún día. Pero su amor, su cuidado, su abrazo y su sabiduría vivirán como un legado. Saber qué decirle a alguien que está de luto por su madre es abrumador. No queremos decir nada incorrecto, pero tampoco queremos quedarnos callados. Ya sea que opte por enviar una tarjeta de condolencia, un obsequio cariñoso u ofrecer palabras amables, siempre hay formas significativas de mostrarle a la persona en duelo que la apoya durante este tiempo. Si conocieras a su madre, podrías personalizar qué decir o qué escribir en una tarjeta: me imagino lo difícil que puede ser este momento para ti. Quiero que sepas que tu madre fue increíble y sé cuánto te amaba. Lamento profundamente tu pérdida. Oro para que Dios te consuele en tus horas más oscuras, pensando en ti y enviando mucho amor durante este momento difícil, la amabilidad, generosidad, sonrisa y presencia de tu madre será profundamente extrañada, pensando en ti y enviando mucho amor durante este difícil momento. No importa cómo te sientas o por lo que estés pasando, estoy aquí para caminar junto a ti mientras procesas esta pérdida. Te amo y siempre estoy aquí para ti. Solo puedo imaginar cuánto extrañas a tu mamá. Yo también la extraño mucho. Lo que sucedió fue devastador y estoy aquí para usted en cualquier forma que necesite.4 Oraciones reconfortantes por la pérdida de una madre Las palabras de consuelo son bienvenidas durante este tiempo de duelo y también lo son las oraciones atentas. Puede orar estas oraciones por sus amigos y familiares mientras atraviesan su pérdida o puede escribir estas palabras en una tarjeta, texto o carta. Saber que alguien realmente ha orado proporciona un profundo sentido de tranquilidad y consuelo. Una oración de consuelo y misericordia Padre de compasión, por favor sé un refugio y pilar de fortaleza. Una querida amiga ha perdido a su madre y ella lamenta profundamente la pérdida. Dios, te damos gracias por la mujer maravillosa que fue esta madre. Te agradecemos por la fuerza, la sabiduría, el coraje y las lecciones de vida que nos enseñó a todos con su ejemplo. Ella significaba mucho para todos nosotros y te agradezco que fue llevada a Tu presencia. Dios Padre, te doy gracias porque su madre, mientras ya no esté con nosotros en esta vida, vivirá para siempre contigo. Conquistaste la tumba y abriste las puertas del cielo. Encomiendo a mi dulce amiga y a su mamá a Tu amable cuidado y te miro con fe y esperanza en la vida eterna, para consolarla en su dolor y dolor. En Tu poderoso nombre, Amén. (Heather Riggleman) Una oración por una amiga que perdió a su madre Padre Dios, Tú eres el Dios de la compasión, el consuelo y el refugio. Mi amiga te necesita cada hora; ha perdido a su madre y sabemos que la estás sosteniendo en Tus brazos mientras la recibes en el cielo. Dios, sabes que encontrar la muerte nunca es fácil, pero por eso enviaste a Tu enviado. Anima el alma de mi amigo a que se eleve hacia Ti cuando el dolor y la pérdida sean demasiado. Señor, ella te necesita más que nunca. Durante este tiempo de pérdida, ayúdala a recordar que conociste a su madre desde que nació y que murió en Tus amorosos brazos. Ayúdala a confiar en el nombre de Jesús que conquistó el pecado y la muerte. Ayúdela a encontrar el consuelo de que algún día volverá a ver a su madre. Que las Palabras de tu buen libro le traigan consuelo, Amén. (Heather Riggleman) Una oración por una familia que sufre la pérdida de una madre Querido padre, Ella fue un pilar, un regalo de amor, un tesoro para mi alma. Siempre cariñosa, amable y generosa, incluso cuando envejecía. Para mí, ella era una madre encantadora, para ti una niña amada. Solo pude conocerla un poco, conocías su espíritu en el fondo. Mientras las olas de dolor se ciernen sobre mí, aplastando como una tormenta, la has recibido con un cálido abrazo y la has llamado gentilmente a casa. Está en silencio y tan vacío aquí, desde que ella falleció, y sin embargo escuchará la celebración, llamada para siempre a la gracia. Mis recuerdos son tesoros ahora, valoraré, guardaré y sembraré, sé que ella tomó todas sus riquezas, dejó la paja y usó el oro. A medida que pase el tiempo, olvidaré el dolor y el dolor que soportó. Por ahora, está libre, restaurada y en paz, en tus brazos para siempre. Dejaré que cada bulbo, cada brote, cada flor, me cante tu amor. Porque tú reinas en la eternidad, y esperaré que venga tu reino. Gracias por mi mamá especial, la confío a su cuidado, descansamos en sus brazos seguros y a salvo, los dos somos niños ahí. (Palabras del Padre Nuestro) Oración por la pérdida de una madre Padre celestial, En este momento, nada parece ser capaz de evitar la pérdida que siento después de la muerte de mi madre. Mi corazón está quebrantado y mi espíritu está de duelo. Todo lo que sé es que Tu gracia es suficiente y me consuela saber que ella está contigo en el cielo. Este día, esta hora, momento a momento, elijo apoyarme en Ti, porque cuando estoy en mi punto más débil, Tu fuerza es más fuerte. Te derramo mi dolor y te alabo porque en un día glorioso cuando todo el sufrimiento se extinga y el amor haya vencido, caminaremos juntos. Amén. (Beliefnet) Crédito de la foto: © GettyImages / KatarzynaBialasiewiczHeather Riggleman es una periodista galardonada y copresentadora del podcast Moms Better Together Podcast. Ella llama a Nebraska a casa con sus tres hijos y un esposo de 22 años. ¡Ella cree que Jazzercise, Jesús y los tacos pueden arreglar cualquier cosa y no necesariamente en ese orden! Es autora de I Call Him By Name Bible Study, el Diario de oración de Bold Truths, Mama Needs a Time Out y colaboradora de varios libros. Ella es un colaborador habitual de Crosswalk. Puede encontrarla en www.heatherriggleman.com o en Facebook. .



Source link

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: El contenido está protegido !!